jueves, 28 de enero de 2010

Una moneda tiene dos caras. Un intercambio, también.

votar
George Washington Presidential $1 Coin To Be Released

Nuevamente es noticia en los blogs y redes sociales donde el tema cubano se debate, la próxima actuación de una agrupación musical del patio en la capital cubana fuera de la isla, Miami. Aclaro: noticia en aquellos espacios donde el ámbito cubano interesa, que no en la mayor red social blogger hispana, Bitacoras.com. Allí por lo general suenan otras muy disímiles campanas.

El hecho es que, una vez más (y cuándo no) las opiniones más encontradas y dispares no pueden estar. Uno quiere bailar y ya. A otra no le gusta la salsa. Otro desestima que músicos que vivan en Cuba y apoyen a su gobierno canten en Miami. Otra lo celebra y no quiere mezclar cultura con política. Y así, cada cual analiza el asunto al estilo del ajiaco más condimentado de toda la cocina tropical.

No pretendo aquí echar más castañas al fuego. Cada cual que se forme la opinión que crea, que compre o no las entradas a los conciertos que crea y que interprete como estime lo que escriben/dicen los demás. Yo, por ejemplo, no estoy de acuerdo con que el nuevo debate en torno a la orquesta cubana de salsa Los Van Van y sus previstas actuaciones en los Estados Unidos, sea un tema "generacional" ni mucho menos. Como escribí en Facebook hace un rato, nací con Los Van Van, crecí con ellos y bailé todos sus hits mientras viví en Cuba, sin embargo no llegábamos al 50% ni en mi aula de la escuela, ni de la secundaria, ni del preuniversitario, ni de la universidad, ni en el trabajo después, los que disfrutábamos de su música. Así que, si me preguntan, diría que no, que Los Van Van no representan a mi generación ni la discusión por su visita a USA tampoco tiene que ver con edades.

Ahora, una moneda tiene dos caras. Un "intercambio", también. Yo me aventuro a "echarle" la culpa a las no muy felices definiciones que se han usado de un tiempo acá. Intercambio es tú me das y yo te doy. Tiene dos contrapartes y debe ser "justo" en alguna medida, para las dos partes. Otra cosa es empujar a la cañona una opinión o una posición o querer que una parte piense y actúe como espera la otra, cuando la otra no piensa ni actúa como espera la primera. Llámenle otra cosa pero intercambio, no.

Señores y señoras, papaítos y abuelitos, que baile el que quiera, pero que no pretenda que todos desencajemos las caderas a su ritmo o se ponga bravo cuando queramos bajar el volumen o apagar el radio cuando nos pone la música que no nos gusta, o sus artistas, en la puerta de nuestra casa. O, para que sea intercambio de verdad, nos deje también a nosotros tocar allí donde vive, el ritmo que nos guste a nosotros.

Lo escribo en sentido general, de hecho no tengo el don de hacer ni de tocar música, pero sí me encanta oírla y me gustaría, por ejemplo, oir cantar a Gloria Estefan o a Willy Chirino en cualquier punto de la mayor de las Antillas. Ahí cantaría otro gallo.

Más sobre el tema:

- Que culpa tengo yo de ser Van Van...

- Respondiendo a la llamada de Hugo Cancio

- Vale la pena aclarar

- Sobre Van Van, la música y los cubanos

- Llegan Los Van Van a Miami
Share |

8 comentarios:

Lely Vehuel dijo...

Hola,¿Como anda todo? espero bien y por lo que veo en tu sitio,como siempre todo muy interesante me gusto mucho lo que publicas,me sienta bien pasar por aqui,sigo pasando y ya que voy de paso,invitarte a mi blog a peregrinar un poco con algo nuevo,mucha luz y hasta pronto...

Deya :) dijo...

Buen post Aguaya.

Un intercambio tiene al menos que ser BIlateral... sino sería una simple entrega...

Un saludo

Lori dijo...

En el intercambio cultural el régimen cubano envía a sus testaferros, sin embargo allá no pueden estar los artitas libres del exilio. La pelea es muy desigual,no se puede hacer business con un delicuente, nunca habrá buenos dividendos.

Lazaro Daniel dijo...

MUY BUENA TU PUBLICACION . EL TITULO FABULOSO.
EL INTERCAMBIO CULTURAL SI FUERA EXISTIR DEBE SER DE AMBAS ORILLAS NO DE UNA SOLA CARA DE LA MONEDA.
SALUDOS Y ABRIGATE QUE EL FRIO ESTA AVANZANDO EN EUROPA.
LAZARO DANIEL

Anónimo dijo...

Aguaya
Yo diría que ese "intercambio" sea equitativo o no, no viene al caso. Intercambio pudiera haber si a Cuba fueran artistas estadounidenses. En el caso en cuestión es como pregonar un "intercambio" de artistas entre La Habana y Santiago de Cuba. Porque como diría un policía de CSI:Miami - "No sé si vivo en el sur de la Florida o en el norte de Cuba".

cubanitoweb dijo...

Esa es la verdad, para que haya intercambio debe permitirse entonces que los artistas cubanos del exilio vayan a Cuba y toquen allá,lo demás es pura demagogia es simplemente darle una valoración al régimen cubano que no se merece, tamaña discrimininacion muestra, una vez más, la intolerancia del desgobierno cubano y todos debemos unirnos contra esto, la dignidad vale más que nada. VERGUENZA CONTRA DINERO

Ariadna dijo...

hola que tal! permítame felicitarlo por su excelente blog, me encantaría tenerlo en mi blog de animes y peliculas .Estoy seguro que su blog sería de mucho interés para mis visitantes !.Si puede sírvase a contactarme ariadna143@gmail.com

saludos

angel collado ruiz dijo...

Aguaya tocas un tema que no deja de ser polemico. De cualquier manera que lo presentes, todos caemos en dicho dilema.
Un acierto en lo que dices. Rompes el mito de la mejor orquesta de Cuba. Es cuestión de gustos, si nos remontaramos en el tiempo, ni la banda gigante del GRAN BENY MORE, fue en su momento la mejor de Cuba.
Para gustos...
Sin embargo aqui lo esencial es el trasfondo político. Vanvan es innegable , aunque Formell diga otra cosa un portavoz de la dictadura. Eso no impide que uno vaya y baile, pero no sé si esta la bandera yo no puedo entrar...
para fraseando la intecionalidad de la frase martiana. un saludo angel